Has inhabilitado JavaScript.

Esto puede conducir a una funcionalidad reducida y afectar la presentación gráfica de este sitio.
Sin embargo, todo el contenido siempre estará disponible.

Viaja en avión con tu perro - No lo dejes al azar

VIAJAR CON PERRO EN AVIÓN

viajar-perro-avion-1

VIAJAR CON PERRO EN AVIÓN

 

Cada vez es más frecuente que viajemos con nuestro perro en avión, pero hay que tener en cuenta una serie de puntos:

  • Se permite la entrada a perros guías y de tamaño pequeño en cabina (tamaño estipulado por cada aerolínea).
  • También se pueden llevar en la bodega de carga en lugares especialmente adaptados para que se pueda viajar con perro en avión.

Cada compañía aérea dispone de una legislación particular, aparte de las legislaciones comunes, por lo que es fundamental informarnos de los criterios de nuestro vuelo para evitar cualquier tipo de sorpresa.

Según el reglamento de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA), si el peso del animal más el del transportín que lo contiene (accesorio imprescindible para poder viajar con perro en avión) no supera los 6 kg, puede viajar con nosotros en la cabina.

Si el peso es superior, deberá viajar dentro de su transportín en la bodega del avión adaptada para tal fin. En este caso deberemos presentarnos en la terminal de carga con el tiempo de antelación que nos indiquen para la realización de trámites y la entrega de tu mascota ya que no estará permitido volar con perros en estas circunstancias

Es importante recordar que durante el trayecto no podrán beber agua, ni comer, ni “salir” para hacer sus necesidades, por lo que no debemos olvidar darles de beber (poca cantidad) y sacarlos a “dar una vuelta” justo antes de llevar al perro en avión.

viajar-perro-avion-2
viajar-perro-avion-3

Los requisitos para viajar con perros en avión varían en cada aerolínea aunque la mayoría condicionan la admisión de animales a bordo cumpliendo los siguientes requisitos:

  • Cartilla sanitaria.
  • Certificado veterinario actualizado donde conste que el animal no padece ninguna enfermedad contagiosa o que le impida viajar.

El perro debe llevar su collar con una placa de identificación que indique teléfonos de contacto en caso de pérdida, extravío, accidente o cualquier otra incidencia con tu mascota.

Asegurar que el transportín está perfectamente cerrado y que el estado del animal es el correcto antes del vuelo es muy importante antes de la entrada al avión. Es muy recomendable realizar fotos del estado del transportín del animal en ese momento. De este modo cualquier error que se pueda producir siempre se podrá corroborar con las fotos.

Nos aseguraremos también de que el recipiente contenedor está perfectamente identificado con los marcadores de la compañía y con algunos que nosotros habremos incorporado previamente al transportín (pegatinas, escrito con rotulador, ambos sistemas).

Es muy importante asegurarse de que tu perro esté en perfectas condiciones y comprobar que ha sido embarcado con éxito antes del despegue del avión. Algunas aerolíneas pueden pedirle al propietario que firme una exención de responsabilidad, no hay que firmarla ya que se ha pagado por el servicio escogido y por lo tanto deben cumplir.

Si a la llegada a destino existe algún problema (lesión del animal…) tienes que hacer constar la situación por escrito ante la empresa y exigir el posterior pago de la cuenta veterinaria, o la reposición del transportín, si tiene algún desperfecto. No firme nada hasta estar seguro de que no estás liberando a la aerolínea de las responsabilidades que le corresponden.

En caso de pérdida de su perro, avise inmediatamente a las fuerzas del orden encargadas en el aeropuerto, ponga una denuncia y pida ayuda a las autoridades y las asociaciones locales defensoras de animales.

En el caso de perros guía y ejemplares de pequeño tamaño que pueden viajar en cabina, han de guardar las normativas que la aerolínea indique, como que el perro debe estar al lado/pies del propietario o dentro de su medio de transporte a los pies.

viajar-perro-avion-4