Has inhabilitado JavaScript.

Esto puede conducir a una funcionalidad reducida y afectar la presentación gráfica de este sitio.
Sin embargo, todo el contenido siempre estará disponible.

Razas de gatos: el Gato Siamés - No lo dejes al azar

RAZAS DE GATOS: EL GATO SIAMÉS

el-gato-siames

RAZAS DE GATOS: EL GATO SIAMÉS

 

El gato siamés es una de las razas de gatos más conocidas y extendidas del planeta.

Se trata de un felino que además de estar muy presente en nuestros hogares ejerce como protagonista en multitud de manifestaciones artísticas.

 

Origen del gato siamés

 

Nos encontramos ante una de las razas de gatos más antiguas. Las primeras representaciones del gato siamés se encuentran en un manuscrito que data del 1350 y procede de Ayutthaya, la que fuera capital de SIAM, actual ciudad de Tailandia situada a unos 80 kilómetros de Bangkok.

Originariamente, los siameses eran ejemplares que no estaban al alcance de cualquier mortal. Estos mininos eran prácticamente exclusivos de la realeza y vivían con todos los caprichos y comodidades que un palacio puede ofrecer.

Entre los principales hitos en la difusión de esta raza son dignos de mención los siguientes:

razas-de-gatos-el-gato-siames
no-lo-dejes-al-azar-razas-de-gatos-el-gato-siames
  • 1884. El cónsul de Gran Bretaña en Bangkok, Sir Owen Gould, adquiere una pareja de siameses (“Pho” y “Mia”) que lleva a su país para posteriormente encargar a su hermana, la Sra. Veley, el cuidado de los mininos. En 1885, la Sra. Veley consigue dar paso a los primeros siameses premiados en concurso a partir del cruce de esta primera pareja de felinos.
  • 1893. El profesor Oustalet, desde el museo de Historia Natural de París, redacta una completa comunicación sobre esta raza de gatos, los “Gatos de Siam” que llegaron al país de la mano de una familiar del presidente de la Tercera República de Francia (1887-1894).
  • En 1890 se produce la llegada de los primeros ejemplares de la raza a Estados Unidos.
  • En 1901 se funda el primer club de la raza siamesa (Siamese cat club) en Inglaterra.

Con el paso del tiempo, el gato siamés ha ido evolucionando llegando a diferir bastante con respecto a los primeros ejemplares, mucho más compactos y voluminosos. En los primeros tiempos se aceptaban para concurso características muy habituales, aún hoy, de los siameses, tales como el estrabismo o la cola anudada.

Podemos decir que el ejemplar actual ha evolucionado principalmente hacia una complexión más estilizada, a una forma triangular de la cabeza, a un alargamiento de la cola y a la desaparición casi completa del estrabismo.

 

Descripción del siamés

El gato siamés es un animal de talla mediana, cuerpo largo, estilizado, elegante, flexible y dotado de una buena musculatura. Su peso puede oscilar entre los 2,5 y los 5,5 Kg.

Cabeza 

La cabeza de esta particular raza de gatos es de tamaño mediano, con un perfil ligeramente convexo, hocico fino, nariz larga y recta, y con una forma triangular. Los gatos siameses de tipo inglés presentan una forma de triángulo equilátero; en el caso de los americanos nos encontramos con un triángulo isósceles.

razas-de-gatos-el-gato-siames-nolodejesalazar
nolodejesalazar-razas-de-gatos-el-gato-siames

Orejas 

Podemos decir que las orejas del gato siamés son grandes, anchas en su base, bien separadas en el cráneo y puntiagudas.

Ojos

Los ojos de estos felinos son de talla mediana, de forma almendrada, posición oblicua y mejor cuanto más intenso sea el color azul que siempre deben lucir.

Cuerpo 

El cuerpo del gato siamés es largo, esbelto, de hueso fino y firme musculatura.

Patas

Sus extremidades son largas, sus pies y manos pequeños y con forma ovalada.

Cola

La cola es también larga, estrecha en la base y más afinada hacia la punta.

Pelaje

El pelo de un gato siamés ha de ser corto, fino, denso, sedoso y brillante. Son características las pigmentaciones más oscuras o points de las partes más distales del cuerpo cómo la máscara de la cara, las puntas de las orejas, las extremidades y la cola.

Cabe mencionar que los siameses nacen completamente blancos y que, a partir de la primera semana de vida, comienzan a definirse los points. Alrededor del año de edad es cuando empieza a establecerse la coloración definitiva.

Una curiosidad de esta raza de gatos es que en aquellos ejemplares que viven en el exterior, su pelaje tiende a oscurecerse en las épocas más frías.

razas-de-gatos-el-gato-siames-no-lo-dejes-al-azar
el-gato-siames-no-lo-dejes-al-azar

Carácter del gato siamés

La raza siamesa está considerada una de las variantes domésticas más sociales e interactivas con el humano. Estos animales adoran nuestra compañía, de hecho, a menudo prefieren nuestra presencia a la de otros felinos. Son mininos juguetones, tremendamente móviles e inquietos y se les considera una de las razas de gatos más habladoras.

Cuidados del gato siamés 

El gato siamés es una raza longeva, cuya esperanza de vida oscila entre los 15 y los 20 años de vida si recibe los cuidados y atenciones necesarios.

Se trata de un felino pulcro y muy comprometido con su higiene diaria, por lo que con cepillarle el pelaje de 2 a 4 veces por semana bastará para preservar la calidad de su manto, eliminar el pelo muerto y evitar la formación de bolas de pelo.

Ten en cuenta que estos felinos derrochan vitalidad y necesitan jugar y realizar ejercicio de manera rutinaria para mantenerse activos y evitar que ganen peso. No olvides consultar siempre con el veterinario cuales son las pautas alimenticias que debe seguir tu amigo felino.

#Nolodejesalazar y recuerda que es tu responsabilidad llevar al día las vacunaciones y desparasitaciones de tu gato para prevenir la proliferación de enfermedades que pueden poner en riesgo tanto su salud como la de toda la familia.