Has inhabilitado JavaScript.

Esto puede conducir a una funcionalidad reducida y afectar la presentación gráfica de este sitio.
Sin embargo, todo el contenido siempre estará disponible.

Peligros domésticos a los que se enfrentan los gatos - No lo dejes al Azar

Peligros domésticos para los gatos

Peligros para el gato doméstico

Vivir con un gato a veces puede ser como vivir con un niño pequeño, son igual de curiosos y quieren explorar cada elemento de la casa y cada mueble. Cuando dejamos sola a nuestra mascota, no hay quién vigile sus aventuras, así que deberías asegurarte de dejarla en un ambiente seguro.

Peligros domésticos para los gatos
Ventanas y puertas peligrosas para los gatos

Cuidado con las ventanas y las puertas

A muchos de nosotros nos gusta ventilar nuestras habitaciones incluso cuando no estamos en casa dejando las ventanas y balcones abiertos. Éstos son una amenaza real para nuestras mascotas. Su cabecita, aunque no lo parezca, es lo suficientemente pequeña como para que intente echar un vistazo a través de la barandilla de nuestro balcón. Además, su instinto les hace colarse por huecos muy estrechos que a veces les dejan atrapados. Esto puede provocar que se asuste y comience a moverse para liberarse, lo que podría empeorar su situación y sufrir lesiones graves.

Para evitar todo esto, es fácil instalar un sistema de protección de ventanas y balcones que incluso podrías fabricarlo tú mismo para proteger a tu gato. Suelen ser rejillas de aproximadamente 3×3 cm de diámetro que se colocan en los marcos de las ventanas o balcones para que el gato no pueda salir, pero sí pueda entrar aire fresco.

¡Y tampoco te olvides de las puertas! Mientras la puerta esté abierta o cerrada, no debería ser peligrosa; sin embargo, una bocanada de aire puede cerrarla bruscamente y dejarle atrapado de repente. ¡Ten esto en cuenta!

Cuidado con el menaje y los utensilios del hogar

Nuestra casa está llena de menaje y electrodomésticos peligrosos que usamos a diario. No es recomendable que tu gato ande solo por la cocina, menos aún por la encimera. Todo esto sin contar estufas, hornos, tostadoras o cuchillos. Si deambula por la cocina, que siempre sea bajo tu supervisión.

Peligros domésticos para los gatos: menaje y utensilios

Es probable que te suene lo que te comentamos a continuación. ¿Tu lavadora es uno de los refugios favoritos de tu gato? Suele parecerles un lugar acogedor, más aún cuando hay algo de ropa sucia en su interior que hace este espacio más confortable. Por eso, te recomendamos que ojees el tambor antes de ponerla en funcionamiento. Este peligro va de la mano con otro muy común, el del inodoro. Una taza abierta puede parecer inofensiva, pero ¿alguna vez consideraste lo que podría pasar si nuestro gatito se resbala y cae? La superficie lisa de un inodoro o una bañera no facilita que nuestra pequeña mascota aventurera pueda volver a salir sola. Los gatitos en particular a menudo no tienen la fuerza suficiente para mantener sus cabezas fuera del agua por mucho tiempo, por lo que te recomendamos que mantengas la tapa bajada.

No solo el agua es peligrosa, los cables también lo son. Asegúrate que estos cables de electrodomésticos que tienes por la casa no estén al alcance de tu gato, ya que les gusta morderlos. También ten en cuenta que cualquier cosa que dejes encima de una mesa puede ser otra fuente de peligro. Agujas, hilos… los gatos tienen una lengua muy áspera y los hilos pueden quedar atrapados en ella.  En el peor de los casos, esto puede provocar infecciones, o problemas intestinales.

 

Mantén a tu gato alejado de los productos de limpieza

Es lo mismo que con los niños: mantén los medicamentos y productos de limpieza alejados de nuestras curiosas mascotas. Los gatos tienen la urgencia de probarlo todo, y no es extraño que laman una botella de limpiasuelos para averiguar qué es y cómo sabe, lo que podría provocar intoxicaciones o quemaduras por ácidos. Cuando estés limpiando, mantén a tu mascota fuera de la habitación y solo deja que vuelva a entrar después de que todo se haya secado por completo.

Calefacción peligrosa para gatos
Productos de limpieza peligrosos para los gatos

Algunas plantas son venenosas para los gatos

En la naturaleza hay numerosas plantas que pueden ser peligrosas para humanos y animales. El problema es que nuestro gato no es capaz por sí solo de determinar si una planta es venenosa o no. Por lo tanto, debemos tener mucho cuidado con nuestras decoraciones florales y asegurarnos de no llevar plantas peligrosas a casa. La lista de plantas venenosas es muy amplia, por lo que te recomendamos que te informes antes de comprarla. Algunas plantas venenosas bien conocidas son lirios, azaleas, ciclamen y narcisos. Pueden ser hermosas, pero son peligrosas para nuestros animales.

En definitiva, hay peligros para nuestra mascota en todos los hogares y estos son solo algunos de ellos. Es mejor prevenir que curar, así que, ¡toma precauciones para mantener a salvo a tu mejor amigo!