GATOS

Ejercicios para gatos

Los gatos son animales muy ágiles y activos, aunque a veces nos
acostumbramos a verlos descansando muchas horas al día. Es un
error pensar que nuestros amigos felinos no necesitan ejercicio.
Muchas veces ocurre que los mininos duermen demasiado porque,
en el fondo, se aburren soberanamente. Nosotros, sus familias,
vivimos creyendo que necesitan descansar mucho, pero lo cierto es
que tenemos que estimularlos con ejercicios específicos para gatos
que los mantengan saludables, en el peso correcto y ágiles. Si crees
que tu minino no hace suficiente ejercicio, no te pierdas este
artículo en el que descubrirás cómo ejercitar a tu compañero
peludo.

Normas básicas a tener en cuenta

Los animales, como los humanos, necesitan ejercitarse. El ejercicio
físico les proporciona calidad de vida, evitando que sufran
problemas articulares, sobrepeso u otras patologías asociadas. En
especial los gatos caseros, que debido a su tendencia a disminuir su
actividad cuando se hacen adultos, suelen carecer de los estímulos
necesarios para practicar el ejercicio físico que necesitan. Por eso es
importante que, como responsables de estos animales, seamos sus
familias quienes les proporcionemos estos estímulos para mejorar
su salud.

Los veterinarios serán las personas más adecuadas para
orientarnos a la hora de proponer pequeños desafíos para que
nuestro felino mueva el esqueleto pero en este artículo os vamos
a dar algunas ideas que podréis hacer fácilmente en casa.

La alimentación y la higiene, por otra parte, son otros pilares
básicos que le proporcionarán bienestar y calidad de vida a nuestro
minino. Es importante tener en cuenta que los gatos se
acostumbran fácilmente a la inactividad, por ese motivo el mero
hecho de comprarles una pelota o un rascador no hará que
empiecen a ejercitarse por sí mismos. Necesitan ser estimulados y
es ahí donde entras tú.

Lo ideal es dedicar, al menos, unos 20 minutos al día a jugar con
nuestro compañero peludo para empezar a notar los resultados en
unos meses. Esta motivación debe ir de menos a más, pero debe ser
atractiva y agradable para el gato, no una obligación. Si no lo
hacemos divertido, el gato se negará a jugar con nosotros.

Ejercicios para gatos obesos

Es habitual, debido a esta actitud relajada de los gatos domésticos,
que muchos de ellos sufran obesidad. La obesidad en gatos es un
grave problema para su salud. El sobrepeso hace que sus
articulaciones sufran, y pierdan energía, movilidad y agilidad.
Además, la obesidad puede darles otros problemas orgánicos que
acortan su esperanza y calidad de vida.

Es necesario, por tanto, evitar esta situación y que te asegures de
que solo come lo que debe. Consulta a tu veterinario ante cualquier
pregunta con respecto al peso de tu felino y no olvides hacerle
revisiones periódicas.

Cómo o con qué ejercitarlo

Árbol para gatos
Este tipo de elemento para gatos en casa es ideal para los que tengan
poco espacio. Además, no solo satisface su impulso de estar activo,
sino que contribuye a mantener sus uñas a raya si le incorporas un
rascador. Puedes encontrar numerosas opciones en el mercado,
recuerda tener en cuenta cuando vayas a adquirir uno la edad y el
peso de tu gato e incluso considera la opción de tener varios árboles
repartidos por tu casa.

Escondite de juguetes
Otro ejercicio para gatos domésticos es motivarlo con sus juguetes
para ponerlo en forma. Seguro que tu gatito tiene diferentes
artilugios con los que suele jugar o que esconde en su lugar favorito.
Escóndeselos por casa para que tenga que desplazarse a buscarlos.
No abuses de este juego ya que el gato puede acabar perdiendo el
interés.

Búsqueda del tesoro
Simplemente tienes que poner golosinas que le gusten a tu gato en
escondites a lo largo de toda tu casa. El animal tendrá que explorar
para comer, con lo que hará ejercicio. Las cantidades no deben ser
excesivas y es recomendable practicarlo cuando hayan pasado varias
horas desde que el animal haya comido, es decir, cuando el gato
tenga hambre.

Ejercicios de pilates para gatos
Pilates es un modelo de ejercicios muy de moda entre los humanos.
Se trata de ejercicios basados en estiramientos e inspirados
concretamente en los estiramientos que realizan habitualmente
nuestros mininos. Proporcionan fuerza, equilibrio y flexibilidad y los
gatos pueden ser nuestros mejores maestros. Puedes ayudar a tu
gatito a realizar alguno de estos movimientos, como la postura del
gato, en la que se arquea ligeramente la espalda mientras se estiran
las extremidades delanteras. Practica ese ejercicio junto a tu amigo
peludo, puede ser muy agradable y saludable. Este tipo de ejercicios
son muy útiles para gatos obesos.
En definitiva, los gatos con energía, longevos y con calidad de vida
tienen una vida activa. Por eso, es tan importante estimularlos y
motivarlos. Consulta cualquier duda a tu veterinario de confianza y no
olvides llevarlo para que lo revisen de forma periódica.